Fuente: Pixabay

Me falta vida

Puedo escribir los versos más tristes esta noche. Sí, ya lo sé, no es mío, no hace falta que me lo digas. Así comenzaba el poema de Pablo Neruda que tantas noches leímos juntos, mientras nos besábamos bajo el cielo infinito, cómo continúan esos versos. Pero ¿qué puedo hacer si son el más fiel reflejo de cómo me siento?

Te he escrito mis mejores versos, lo sabes. Si alguna vez ha salido alguna palabra coherente de mis labios, si en algún momento mi pluma ha vomitado una estrofa mínimamente aceptable, con cadencia y sentimiento, ha sido cuando estas, las palabras, iban dirigidas a ti. Y ahora solo me quedan los versos tristes, ataviados con un hábito de tan dudosa calidad que mucho me temo que jamás llegarán a salir de mi alma. Se quedarán allí, enquistados, rumiando su propia miseria en el paraje oscuro y taciturno de mi maltrecho corazón.

Te entregué todo sin restricciones, acomodada en la suave almohada de tu pecho, en la tibieza de tus labios, en la cálida cobija de tu piel. Sí, te lo entregué todo y sin esperar nada a cambio. A pesar de que, en demasiadas ocasiones, lo único que recibía era el decadente aroma de una cama ajena. A pesar de verme correspondida por el frío aliento de tu indiferencia. A pesar de que muchas veces quise protegerme bajo el oscuro paraguas de la distancia. A pesar de todo, siempre regresaba a ti. Porque siempre supe que en el fondo, aunque fuese muy en el fondo de tu corazón, tú me querías.

Y, a pesar de ello, esta noche tendrá el sabor dulce y amargo de una despedida y mi pluma solo podrá escupir los versos taciturnos de una bella elegía. Porque, parafraseando de nuevo a Neruda, yo te quise y, a veces, tú también me quisiste. Pero me falta vida para conseguir que ambos logremos querernos bien.

Ana Centellas. Octubre 2021. Derechos registrados.

Safe Creative: Obra #2110119494497

6 comentarios en “El relato del viernes: «Me falta vida»

  1. Vaya declaración de despecho nos dejas para empezar este fin de semana. Voy a tener que tomarme un doble de lo que sea para no angustiarme o, simplemente, pensar que aunque sus caminos se separen en el infinito se volverían a cruzar; seguro que durante toda la eternidad tiempo haya para ello. 🥂🥂😁🖐🏼

    Le gusta a 2 personas

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s